Retrato de un hombre sonriente que saca un libro de una estantería

Preguntas y respuestas sobre PeniMaster® y PeniMaster®Pro

Visite nuestra tienda virtual certificada con cifrado de seguridad de 256 bit y numerosas opciones de pedido y pago en shop.penimaster.com
Los expansores de pene PeniMaster y PeniMaster PRO se pueden llevar en el pene con fines plástico-cosmético y terapéuticos.
Leer más
PeniMaster es un expansor de pene basado en varillas con técnica de correa de sujeción. PeniMaster PRO es un sistema expansor de pene de construcción modular, que fija el pene sin fuerzas de compresión.
Leer más
Los aparatos ejercen una fuerza de tracción sobre el pene. El tratamiento de estiramiento entrena la capacidad física del pene y estimula la formación de nuevas células en el pene.
Leer más
Los aparatos se pueden utilizar con casi cualquier tamaño de pene.
Los expansores de pene son aptos para hombres de cualquier edad. Recomendamos empezar con el tratamiento sólo cuando el pene haya alcanzado su tamaño definitivo después de concluir la etapa de crecimiento con aproximadamente 18 años.
Los aparatos se pueden emplear tanto tiempo como se necesite hasta alcanzar el objetivo deseado del tratamiento.
Si se lleva a partir de tres horas en un ciclo de 24 horas día/noche ya se pueden obtener resultados visibles. Lo ideal es utilizarlo durante seis a doce horas durante un ciclo de día/noche. Llevar el aparato durante más tiempo no mejora necesariamente los resultados, ya que el tejido se regenera durante los descansos en los que no lo lleve y reacciona ante el estiramiento anterior con crecimiento. Mientras lo lleve diariamente puede realizar los descansos que desee durante el tiempo que desee. El tiempo de utilización se puede repartir p.ej. entre unas horas por la mañana, por la tarde y por la noche. Cada 60-90 minutos debería hacerse un descanso de como mínimo cinco minutos, durante el que la circulación sanguínea del pene se activa con un ligero masaje regenerador y se estimula el crecimiento de células.
Dado que durante el sueño no se pueden realizar descansos con los favorables masajes regeneradores del pene, no se recomienda llevarlo por la noche y sólo debería considerarse si durante el día no se puede conseguir llevar el aparato durante varias horas.
[!] Se advierte de que las consecuencias de una aplicación errónea durante el sueño pueden retrasarse o no reconocerse, lo que puede suponer un peligro de lesión que se podría evitar llevándolo mientras está despierto. Si, con todo, se utiliza un expansor del pene mientras se duerme, el usuario debería estar antes lo suficientemente familiarizado con su uso estando despierto y haber determinado los ajustes de la fuerza de tracción y de sujeción correctos para él. Para ello, debe probar a llevarse el aparato sin interrupción durante varias horas, como sucede en una aplicación por la noche.

Tenga en cuenta los riesgos y efectos secundarios

El tratamiento se puede interrumpir en todo momento y continuarse en cualquier otro momento. Los resultados conseguidos hasta el momento del descanso perduran, excepto los efectos de estiramiento.
Durante las primeras cuatro a doce semanas de tratamiento tiene lugar un crecimiento de la longitud del pene, que por lo general únicamente se debe al estiramiento del tejido y no al crecimiento de nuevas células. Tales éxitos en el alargamiento son a menudo sólo temporales. Si al utilizarse durante más tiempo, el pene sigue aumentando su largura y su grosor o cambia la forma, estos resultados se mantienen a largo plazo incluso después de finalizar el tratamiento.
Leer más
Los aparatos se pueden llevar debajo de unos pantalones de traje o vaqueros de corte normal.
Debería quitarse los aparatos mientras practica deporte o si realiza actividades con mucho movimiento.
Para poder estimular el crecimiento del tejido celular de forma óptima, se ha de elegir una fuerza de tracción de entre 200-1100 gramos.
Durante una erección el pene se encuentra con la misma largura con la que puede estirarse en estado flácido. En tal caso, no es necesario ajustar la longitud de las varillas ni de la correa. La fijación del glande adaptable anatómicamente de PeniMaster PRO se ajusta automáticamente al tamaño modificado del glande fijado durante una erección. La correa de sujeción flexible del PeniMaster que rodea el cuerpo del pene debería aflojarse manualmente en caso de erección, si ésta no cede lo suficiente.
No se conocen efectos secundarios permanentes derivados de la utilización del PeniMaster ni del PeniMaster PRO. Antes de su utilización, le rogamos que tenga en cuenta las instrucciones de uso del PeniMaster o del PeniMaster PRO.
más sobre los riesgos y efectos secundarios
Dados verdes con la inscripción FAQ que simbolizan esta sección de penimaster.es